Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

Al amparo de la Sirenita


A veces, un autor se pone de moda. Ocurre cuando triunfa alguien que, por razones diversas, había sido ignorado, y el de Sándor Márai es un caso ilustrativo, o cuando se publica un libro que coloniza las listas de ventas, hace repiquetear las cajas registradoras y tira de otros textos, no siempre tan afortunados, del escritor en cuestión.

Otras, lo que se pone de moda es una literatura. Por distintos factores, que no siempre tienen que ver con la súbita eclosión de varios de sus representantes, los escritores de un país empiezan a tener eco en un país distinto al suyo. Y ese interés se calibra por el número de editoriales que, todas a una, se vuelven hacia allá.

En cierta medida, eso es lo que ha pasado con la literatura danesa. En poco tiempo, Ediciones de la Torre (tienen una antología de varios autores daneses), Minúscula (que publica a Knud Romer), Ediciones Maeva (a Janne Teller), Bassaría (a Henrik Nordbrandt), Salamandra (a Morten Ramsland), Lengua de Trapo (a Ida Jessen), Funambulista (a Stig Dalager y Leif Davidsen), Libros del Innombrable (a Benny Andersen), Nórdica (a J. V. Jensen & H. C. Andersen) y Sexto Piso (a George Brandes) han traído hasta las librerías españolas a autores daneses cuyas obras, es opinión de quienes les editan, merecen la pena: en un año, casi 20 novelas danesas han sido traducidas al español. La Embajada tiene una página web en la que se ocupa del «fenómeno».

Pero esos mismos editores se muestran también convencidos de que su entusiasmo no basta. Y es por eso que el Centro de Literatura Danesa, en colaboración con la Embajada de Dinamarca en España y el Círculo de Bellas Artes de Madrid, más los propios editores, se han unido para azuzar ese interés mediante la organización de una serie de Encuentros con la Literatura Danesa que tendrán lugar los días 7, 8 y 9 de mayo y 4, 5 y 6 de noviembre en el Círculo de Bellas Artes de Madrid.
 
En ellos participarán los autores, los editores, también críticos y escritores españoles, y los imprescindibles traductores. De momento, está confirmada la presencia, los días 7, 8 y 9 de mayo, de Morten Ramsland (autor de Cabeza de perro, publicada por Salamandra), Janne Teller (La isla de Odín, Maeva) y Knud Romer (Quien parpadea teme a la muerte, Minúscula).

Y más, y más...


Portadas repetidas, quiero decir. Me escribe una buena amiga de esta página, que prefiere guardar el anonimato, y me manda las imágenes que aquí les muestro. A la izquierda, La túnica negra, de Wilkie Collins, que salió en noviembre de 2007 y en Belaqva; a la derecha, la primera novela de Henry James, Guarda y tutela, publicada por primera vez en castellano y por El Aleph en abril de 2008.

Ante esta nueva casualidad, cabe preguntarse si el banco de imágenes con el que, evidentemente, han trabajado ambas editoriales es de los que aseguran que cuando ya han vendido una para determinado uso (en este caso, la portada), bloquea la venta con ese fin. O si considera que semejante coincidencia no es de su incumbencia.


Quien estas portadas me manda envía una tercera en la que aparece el cuadro de Hopper Habitación de hotel. Yo señalé en su día que había sido utilizada por Umbriel y Castalia. Pues bien, faltaba Taurus, que se sirvió de ella para el quinto volumen de la Historia de la vida privada de Georges Duby. Si a eso se suma su aparición en portadas de catálogos y demás, ¡cualquiera se atreve a volver a usarla!

Bolsillo vertical

He mencionado a Belaqva y a Wilkie Collins. Aprovecho para decir que, próximamente, su sello (y el de Norma) de bolsillo, Verticales de bolsillo, publicará Armadale, de ese autor.

También Resurrección, de Tolstoi, obra que en otros países consideran una de las tres grandes del gran ruso, siendo obviamente las dos que completan trío Guerra y paz y Ana Karenina. Es una recuperación, puesto que han apostado por la traducción que Víctor Andresco hizo para Pre-textos. Y dos novelas de Barbara Kingsolver: La Biblia envenenada y Los sueños de los animales, que salieron en su día (y no en las mejores condiciones, por razones varias) en Ediciones del Bronce.

Por cierto, que han hecho una edición del Romancero gitano y otra de Poeta en Nueva York sin notas ni introducciones: sólo el texto del Lorca, desnudo, en la certeza de que sin aditamentos se lee mejor.

Autores en la distancia


Hace unos días, recibí un correo electrónico firmado por la escritora argentina Susana Negro, al hilo de una entrada de este Círculo de iluminación.

Lo que nos unía, la razón por la que se animaba a escribirme, era un comentario relativo a la manera que las editoriales españolas tienen de promocionar los libros, asunto que, puesto que ha publicado una novela en nuestro país (El pescador de cangrejos, El Andén), le interesa especialmente.

Pensé que no debe ser fácil para alguien que está allá seguir los pasos de su libro acá. Y le pedí que me contara cómo asiste una autora desde el otro lado del océano al lanzamiento español de un libro. Esto es lo que me respondió:

«Eva, me pides que te cuente “cómo asiste una autora desde el otro lado del océano al lanzamiento español de un libro”, pues la primera respuesta visceral que me viene a la mente es que el océano es inmensamente ancho; lo que implica que muy poco o nada es lo que el autor pueda hacer para promocionar la llegada de su obra a los lectores. Y esto es tener que aceptar un hecho que te sume en la angustia y la impotencia: qué más quiere un escritor que tener un contacto directo y abierto con sus potenciales lectores.

»Bien, Eva, convengamos en que el camino de la escritura, así como el de otras “artesanía”, es arduo y azaroso; dirás por qué llamo “artesanía” y no arte a la fecunda labor de componer una historia –llámese novela, relato o cuento–, te respondo: es que una historia debe modelarse como si de arcilla se tratara. No convocamos a la musas –que al decir del Nano Serrat siempre están de vacaciones las muy haraganas– sino que es puro sudor; es dejar partes de uno en la construcción de hechos que, si acaso no reales, deben alcanzar una lógica verosimilitud, deben apelar a los sentidos, conmover, interesar y comprometer al lector; luego, cuando este fulgurante material está disperso sobre nuestro escritorio, entonces se da uno a la mágica tarea de ensartarlo como cuentas de un collar multicolor.

»Yo he tenido la fortuna de contar con una amiga entrañable: Lola Gulias, de Kerrigan Literary Agency, quien ha trabajado con ahínco para dar difusión a mis trabajos y lo ha logrado con El pescador de cangrejos, que Editorial El Andén ha sacado a la venta en el mes de febrero. Claro que, al no tener una campaña de promoción importante, debo cruzar los dedos y recurrir, más vale, a alguna deidad del Olimpo, o al mismo Diablo, ¡por qué no! Tampoco endiosemos al marketing… pero, que el muy endiablado mete la cola, seguro que sí.

»Sobre este tema, leí en una entrevista que le hicieran a Juan Pascual, fundador de Editorial El Andén, lo que él piensa acerca de la difusión de los libros editados: “La gran dificultad está en promocionarlos bien. Y eso sí es una desventaja para una editorial independiente respecto a los grandes grupos que tienen, no sólo medios económicos, sino soportes de prensa y revistas.” Huelga decir, entonces, que nadie podrá sentir el deseo de adquirir un producto si desconoce su existencia.

»Estimada amiga Eva, ya charlaremos con más tiempo de la hermosa novela que es: El pescador de cangrejos.

»Con afecto, Susana Negro

Suerte, Susana.

Apuesta poética

La editorial palentina Cálamo ha puesto en marcha su colección Cálamo Poesía, que fue presentada el pasado 18 de abril en Soria, en el marco de la Feria del Libro de esa ciudad, que este año tiene a la poesía como hilo conductor.

La colección arranca con Fue, título que recoge la creación poética escrita en los últimos cuatro años por Jesús Hilario Tundidor; el número dos es una edición bilingüe de La quemadura, título fundamental de la poesía de Jacques Ancet; y el tercero está firmado por Julia Otxoa y se titula La lentitud de la luz.

Suerte a ellos también.

Un buen comienzo...

Para celebrar la fiesta del libro, Nórdica ha editado un opúsculo (que no se vende, se regala) en el que se recogen las frases iniciales de 50 obras maestras de la literatura universal. El librito arranca con la más conocida de todas, al menos por estos lares:

«En un lugar de la Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme...»

Sigue con otra que quizá suene menos, aunque da pistas... 

«Alguien debía de haber calumniado a Josef K. porque, sin haber hecho nada malo, fue detenido una mañana...»

Y la tercera es la de un texto menos conocido, Hambre, del noruego Knut Hamsun.

«Fue en aquella época cuando yo vagaba pasando hambre por Christiania, esa extraña ciudad que nadie abandona hasta quedar marcado por ella...»

¿Juegan conmigo? Les pido el título del libro, español por más señas, que comienza así: 

«La verdad es la verdad, dígala Agamenón o su porquero.
Agamenón.— Conforme.
El Porquero.— No me convence.»

Pueden contestar escribiéndome aquí. Por amor al arte.

Acuse de recibo


Palabra de rock
Silvia Grijalba
Fundación José Manuel Lara

«Mis intenciones con Palabra de Rock han sido, por una parte, defender que las letras de canciones son un género en sí mismas y no (o no debería ser así) poemas que se adaptan a una melodía —me dice la autora—. Por otra, he querido dar a conocer la obra de artistas que no suelen mencionarse cuando se habla de grandes escritores de letras de canciones. Autores como Poch o Astrud que son poco conocidos por el gran público y que tienen algunas de las mejores letras de nuestro rock.

»Esta antología es un recorrido que he querido que fuera lo más diverso posible por diversas maneras de escribir, de entender la música y la vida. En ella, por supuesto, no están todos los que son pero hay algunas ausencias de autores que puede parecer un sacrilegio que no estén y que son absolutamente intencionadas porque también, con Palabra de Rock, pretendo romper algunos mitos sobre lo que se supone que es una buena letra de canción y, por supuesto, un buen letrista de rock.»


Mentiras contagiosas
Jorge Volpi
Páginas de espuma

A medio camino entre el ensayo y la ficción, los textos reunidos por Volpi en Mentiras contagiosas exploran los límites de la novela y desmenuzan sus múltiples posibilidades de supervivencia, desafiando a quienes la consideran un entretenimiento inútil o certifican su inevitable y próxima extinción. Las novelas se comportan como virus o parásitos: buscan contaminar al mayor número posible de lectores y, para lograrlo, están condenadas a luchar apasionadamente entre sí. Desde la publicación de El Quijote, las novelas infectan y contagian y a veces se convierten en auténticas epidemias. Jugando de modo provocador con este enfoque evolutivo, Volpi coloca estos organismos literarios bajo la lente del microscopio a fin de estudiar su naturaleza y revelar su enorme poder de adaptación. 


La confesión de Lúcio
Mário de Sá-Carneiro
Traducción de Julio Baquero Cruz
Menoscuarto

La confesión de Lúcio, una intrigante historia de amor atormentado revolucionaria para su época, está considerada la mejor novela de Mário de Sá-Carneiro (1890-1916), junto a su amigo Fernando Pessoa uno de los autores esenciales del movimiento vanguardista portugués. Menoscuarto ha confiado esta nueva traducción al novelista Julio Baquero Cruz, Premio Stendhal de Traducción 2005, e incluye en el volumen una semblanza de Pessoa, amigo de Sá-Carneiro, que definió a éste como «un genio del arte y la innovación que no conoció en esta vida ni alegría ni felicidad». La confesión de Lúcio es la primera novela de un autor extranjero que edita Menoscuarto.


Desvíos
René Crevel
Traducción de Andrés Pau
El Nadir


Desvíos es una novela que podría calificarse de autobiográfica, si su autor no lo hubiese negado. No obstante se advierte que ciertos personajes parecen pegados a la piel del escritor. Desvíos es la primera novela de René Crevel —conocido sobre todo por ¿Estáis locos?, La mort difficile o Babylone— quien con su prosa sofisticada e irónica, cuenta los intentos de un joven para desprenderse de los lastres familiares y conquistar, conciliándolos, amor y libertad. Escarceos amorosos, ambiciones literarias, entrevistas, juergas con amigos y la presencia de una extraña condesa, componen esta novela que se traduce al español por vez primera.




Archivo histórico