Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

I’m readin’ it

eorue[arroba]divertinajes[punto]com :: @EvaOrue
También en InfoLibre


Esta semana, Clara Sánchez se hizo con el Planeta.

La semana pasada, dos buenos conocedores del mundo editorial citaron su nombre (junto con el de Elvira Lindo) cuando les pregunté cuál era su pálpito (llámalo pálpito) sobre el premio de este año. “Ya les toca”, dijeron. Y se ve que sí, que al menos a una sí le tocaba.

De González-Sinde no me dijeron nada. El año pasado nadie esperaba a Mara Torres, y ya ven.

No voy a volver a la manida e inútil discusión sobre la catadura del galardón (he escrito galardón, no Gallardón), ni sobre la absurda y larga ceremonia de entrega durante la cual los asistentes fingen emoción cuando todo el pescado está vendido, y expuesto en las primeras ediciones de los periódicos.

Es todo un despropósito.  

Apenas quiero detenerme en una frase que le oí a la ganadora en el Telediario de TVE (¿acaso hay otro?): ganar el Planeta, dijo, es "entrar en la historia de la literatura por la puerta grande". Que es mucho decir.

Pero mucho mucho.

Es más: yo creía que con el cheque sería recibida en el banco con todos los honores, pero después de echar cuentas con Rafa Reig, empiezo a dudarlo.

Downloads


Uno de los pecados originales de la inmensa mayoría de los premios que se conceden por estos lares es que se otorgan a obras inéditas, por lo cual la calidad de los textos es un misterio (a veces hasta para los propios miembros del jurado) que se sólo se revela en el momento de su llegada a las librerías. Y no siempre con resultado satisfactorio. En fin.

Por supuesto, los hay que no, los Premios Nacionales y el de la Crítica se conceden a obras publicadas. Obras que no todo el mundo ha querido o podido leer…

¿Aceptan una sugerencia? Copien a la organización del National Book Award, que ha puesto a disposición de los curiosos fragmentos de todas las obras finalistas. Cualquiera puede descargárselos. Basta con pinchar aquí.

Los crímenes de Maigret

¿Son fans del comisario creado por Georges Simenon?

Pues incluso si la respuesta es no… Echen un vistazo a esta página en la que se nos proponen mapas y planos que ubican la mayor parte de los crímenes resueltos por el célebre comisario. Haciendo clic en la señal que más les guste, podrán leer un resumen del caso en cuestión.

Las hamburguesas al rescate del libro

Ya conté en su día que Ronald McDonald se nos ha hecho todo un intelectual. Lo cual, sinceramente, no sé si habla bien de determinadas empresas de comida rápida, o mal de la manera en la que el mundo de la cultura impresa afronta su futuro.


Ahora (leo en Lectura Lab), The National Literacy Trust, que trabaja para mejorar los índices de alfabetización en el Reino Unido, se ha aliado con el programa de lectura Happy Readers Books de McDonalds. El mecanismo es sencillo: en cada Happy Meal se ofrecerá un cupón con el que se podrá adquirir un libro infantil por poco más de un euro.


Mientras, en Estados Unidos, la compañía sinónimo de pitanza expeditiva a la par que escasa en nutrientes, no sólo ha empezado a ofrecer en sus menús felices bebidas más sanas, sino que en noviembre, durante dos semanas, en lugar de juguetitos desmontables regalará libros para niños (atención: editados por McDonald’s y escritos por la agencia Leo Burnett) en los que personajes como el de la imagen enseñaran a los niños a elegir comida sana.

La compañía estima que repartirá unos… ¡20 millones de libros! I’m readin’ it, pa, pa, ra, pa, pa.




Archivo histórico


Comentarios

Los comentarios son propiedad de quien los envio. Esta página no se responsabiliza de ellos.

En estos momentos pueden escribir comentarios:Todos los usuarios

Opciones de visualización de comentarios




Total. Páginas Comentarios

1