Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

La espuma de los días

eorue[arroba]divertinajes[punto]com :: @EvaOrue
También en InfoLibre

El mundo del libro encara la recta final del año con la moral por los suelos.

Algunos (Lumen, RBA) se llevaron ayer una alegría cuando desde Estocolmo comunicó a los cuatro vientos que Alice Munro (otros en España soñaban con Murakami, nadie quería a Alexievitch, una completa desconocida por estos pagos) era la ganadora del Nobel. “Una de las nuestras”, se les oyó gritar. Un empujoncito, que nunca viene mal.

Pero el año está siendo malo, y la única esperanza es ya la campaña de Navidad. Algunos  editores sueñan con libros de autores exitosos (“Nos vendría bien que XX repitiera bombazo”, me dice uno), mientras otros echan mano del Nielsen para certificar los peores augurios.

Encima, el nuevo Liber ha sido un fiasco


El primer balance, a bote pronto, ya era negativo. Y el hecho de que la organización hablara de récords de asistencia cuando sus propias cifras negaban la plusmarca no hacía sino aumentar los temores.

“Muchos de los que hemos ido a Liber hemos podido comprobar cómo el control de visitantes lo hacia una azafata con un contador de clicks manual (control tiki-tiki o quizá tiki-taka), la chica ha contado al mismo visitante varias veces, por ejemplo, cada vez que salía a fumar al entrar me contaban de nuevo, igual con los que salían a comer o a tomar algo fuera de recinto”, escribe Manuel Gil en su blog. Y hablo con una editora a la que aún le dura el enfado, tras pasear a sus autores por LIBERATURAS, un páramo.

¿Los malos tiempos o el modelo de salón? Los profesionales con los que lo he comentado  creen que el fracaso es del modelo (y, por supuesto, de quienes lo impulsaron). “Una oportunidad perdida en un año en el que teníamos que haber sorprendido para recuperar la confianza”, concluye Mili Hernández, librera (Berkana) y editora (Egales), y al hacerlo, resume la opinión más extendida.

¿Y en Frankfurt?


La feria empezó con un discurso polémico, el del escritor brasileño Luiz Ruffato, que afirmó (leo en Lectura Lab) que su país ha nacido bajo los auspicios del genocidio, y que la llamada democracia racial se ha fundamentado en la violación en un país donde reinan la impunidad y la intolerancia.

Y con otro, el de su director Juergen Boos, quien lanzó un órdago a Amazon y Apple, a los que ha citó “con nombres y apellidos como oligopolios que están concentrando en su poder el valor de toda la cadena del ámbito cultural y del libro”.

En este ambiente moroso, la presencia española ha quedado notablemente reducida, como contó Carles Geli en El País;aunque, magro consuelo, otras potencias editoriales también han reducido su presencia.

Por lo demás, leyendo lo que se lee, una (que nunca ha ido a Frankfurt) se pregunta si, en los tiempos que corren, estas macro citas tienen sentido. “Aquí ahora ya no hay libros sorpresas, leídos a escondidas en un hotel; los nudos contractuales también se resuelven durante todo el año; aquí solo se refuerzan los contactos personales”, dice Beatriz de Moura en el artículo de Geli. Y, claro, si por causa de crisis se reduce el número de delegaciones, y el de personas que integran cada delegación, pues entonces… eso.

La fusión más aburrida de la historia


En la feria, Markus Dohle, jefe máximo de la nueva Penguin Random House, tuvo un cuerpo a cuerpo con un grupo de periodistas escogidos. Es un tipo importante: PRH publica en torno al 40% de los libros comerciales en inglés, y aspira a conquistar una posición dominante también en el mercado de lectores en español.

Dohle reiteró su convicción de que su negocio en papel siempre será importante. Y respecto a Amazon, señaló: “Siempre he dicho que se trata de cooperar, no de enfrentarse. Ellos necesitan nuestros contenidos, nosotros necesitamos su acceso a los lectores”.

Además, bromeó sobre la falta de noticias sobre la fusión que cambia la cara al mundo editorial: “queríamos que fuera la más aburrida de la historia de las fusiones corporativas”. A fe que lo están consiguiendo.

Si eres bibliotecario y tienes algún pecadillo, éste es tu sitio

Es un blog llamado Librarian Shaming en el que los bibliotecarios confiesan hechos por ellos protagonizados y que les avergüenzan. El objetivo de sus impulsores es ofrecer un rincón para aliviar la conciencia de manera anónima, “y disfrutar de alguna conmiseración de sus pares”.

¿Y qué confiesan? Pues uno dice que en su biblioteca tienen un código con el que identifican a los usuarios insoportables; otro, que de joven intentó quemar una silla… en una biblioteca; otro… en fin, ustedes mismos.

Y el que esté libre de pecado, etc., etc., etc.

Aclaración

La semana pasada publiqué información sobre una editorial nueva, Carpe Noctem, y en el texto anunciaba la intención de sus impulsores de proporcionar, a quienes se hicieran socios de la editorial, descuentos del 35%.

Esta semana me llegó un correo en el que me anunciaban un cambio de intenciones. “Al parecer no podemos [hacerlo]. No por motivos económicos, sino legales. Ya que hay una ley que marca un precio fijo para el libro y que obliga a vender siempre el libro al mismo precio e impide que los descuentos sean mayores al 5%. Es una ley anti-dumping que desconocíamos, pero que (la verdad) nos parece muy bien porque protege a la pequeña librería frente a gigantes tipo Amazon.  En cualquier caso, deseábamos sobre todo hacerte la aclaración de que el descuento no es del 35% sino del 5%.”

Aclarado queda.

En cuanto al título de este Círculo


Impedimenta ha publicado Piscina Molitor. La vida swing de Boris Vian, que es la biografía de Vian en cómic escrita y dibujada por Hervé Bourhis y Christian Cailleaux.

Vian era un enfermo del corazón y creía que bucear era bueno para él. El día de su muerte, 23 de junio de 1959, también había acudido a su cita diaria con el agua en la piscina del título. Lo cual no le libró de la crisis cardiaca que acabó con su vida mientras asistía de incógnito al pase de la adaptación a la pantalla de su novela Escupiré sobre vuestra tumba.


Hablando de muertes (con perdón). Este año se conmemora el 50 aniversario de la de Sylvia Plath, ocasión que otra editorial del grupo Contexto, Nórdica, aprovecha para publicar Tres mujeres, un poema a tres voces que tiene como tema central la maternidad y que, en esta ocasión, ha sido ilustrado por Anuska Allepuz.

El Planeta

El día 15 se falla el premio de los premios. ¿Reconocen entre estos 10 títulos y autores (o sus seudónimos) al ganador?

Mermelada de pétalos de rosas, Rilan Dabel (seudónimo)
París en los zapatos, Oliveira sin Sena (seudónimo)
La dama del hechizo, José Calvino (seudónimo)
Alguacil de la Casa y Corte, José María Cuadro
Volver a los diecisiete, Salvador Durán (seudónimo)
Una obstinada impronta, Juan Burgos Baruel
La Quebrada del Roble, Peter Notwen Abudsen (seudónimo)
El pacto, Jorge Sugar Bescos
Mamá se muere otra vez, Pe. Farray (seudónimo)
La reencarnación de Eva, Cristina Sandín




Archivo histórico


Comentarios

Los comentarios son propiedad de quien los envio. Esta página no se responsabiliza de ellos.

En estos momentos pueden escribir comentarios:Todos los usuarios

Opciones de visualización de comentarios




Total. Páginas Comentarios

1