Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

www

eorue[arroba]divertinajes[punto]com

Esta semana, la Federación de Gremios de Editores de España hizo públicos los nombres de los ganadores de sus premios anuales (XI edición), que este año han recaído en el diario Levante-EMV por su suplemento Posdata (¡bien!), los programas radiofónicos La Estación Azul y La Estación Azul de los Niños (¡bien!) de RNE y laSexta|Noticias (¡bien!).

Felicidades a los ganadores…

… un momento. ¿laSexta|Noticias?

«En el apartado de Televisión, el Jurado ha acordado conceder el Premio a laSexta|Noticias, por la atención especial y frecuente que dedican, en el conjunto de sus informaciones, a las noticias dedicadas al fomento de la lectura. Asimismo han valorado positivamente la incorporación en su página web de blogs en los que la lectura y la literatura son protagonistas habituales.»

Busqué los blogs en cuestión y no encontré ninguno. Pregunté a la FGEE: «parece ser que sólo se ven los que han publicado en el mes. Al menos no he conseguido localizar los que he visto en meses anteriores», me contestaron desde su servicio de prensa.

Que no digo yo que no, pero…

Déjenme que barra para casa. ¿Por qué no un premio para un trabajo de fomento de la lectura realizado desde la web exclusivamente? El jurado de los premios que me ocupan valora positivamente la incorporación en su página web de blogs en los que la lectura y la literatura son protagonistas habituales y pasan de largo sobre la miríada de webs, blogs y demás bitácoras que cada día hablan, con mucho fundamento, de literatura.

Porque cualquiera que sepa un poco de esto sabrá que la marea de información y opinión sobre la los libros que se produce en el mundo virtual es bien real, y que llega de la mano de expertos avezados o de voluntarios entusiastas, y que supera con mucho lo que los medios tradicionales puedan ofrecer.

Hoy, para saber qué se publica y qué se lee, para encontrar compañeros de afición y pasión, para compartir puntos de vista sobre el libro que he leído o el que leeré, no hay nada como la web…
«De momento no se ha creado esa categoría pero supongo que habrá que plantearlo ya para próximas ediciones», me dicen. Señoras y señores de la FGEE: ya están ustedes tardando.

La mancha informática


¿Conocen esta historia? Tiene gracia, y da una idea de los tiempos que corren.

Un buen día, Philip Roth decidió curiosear la entrada que Wikipedia le dedica, más concretamente lo relacionado con su novela La mancha humana. Y leyó algo que no era correcto: ahí se decía que la obra estaba inspirada en la vida de Anatole Broyard.

Roth pensó, inocente-inocente, que sería fácil corregir el error, ¿quién mejor que él para poner los puntos sobre las íes? Así que escribió una carta al Sr. Wikipedia dándole las explicaciones pertinentes.
Lo que sin duda no se esperaba era la respuesta: «I understand your point that the author is the greatest authority on their own work. But we require a secondary source».

Entonces, el escritor escribió de Nuevo, esta vez una carta abierta el The New Yorker en la que, además de narrar la peripecia y transcribir la contestación citada, contaba que en realidad se había inspirado en Melvin Turmin, un profesor de Princeton. Y entonces sí, Wikipedia corrigió la entrada.

A veces, la mancha informática es también difícil de quitar…

Un misterio ¿resuelto?


No del todo, la verdad. ¿Recuerdan al escritor llamado F.M.? ¿Al autor de, entre otras, Corazón (Mondadori, 2007) y El sentido o la naturaleza de la flecha (Lengua de trapo, 2002. En la web de esta editorial, el engorroso asunto de la biografía se resolvía con un estupendo: «nació el 6 de enero de 1967 en Madrid; nevaba»)?

Pues es el mismo que justo antes del verano publicó Mente bajo el nombre de pluma de Fernando Maremar. «He cambiado de seudónimo, porque con F.M. los ordenadores se vuelven locos (o bien sacan los miles de autores que tienen una F o una M en su nombre; o salen todas las emisoras de radio del mundo). Así que ahora, como autor, me llamo Fernando Maremar», me dijo.

¿En qué editorial? En ninguna: Fernando se ha sumado a la lista de quienes publican a través del servicio de publicación de libros electrónicos de Amazon. «Las razones son muchas (más autonomía para el autor, menos árboles cortados, etc.), pero sobre todo quiero probar esta nueva manera de publicar que creo que se terminará imponiendo en el futuro.»

Si quieren saber algo más (no necesariamente del escritor), pinchen aquí

Echar la vista atrás…

No, no es un momento Karina: es un momento jóvenes, éramos tan jóvenes

Barcelona, postrimerías del siglo pasado. Quien esto escribe era una pipiola, trabajando a las órdenes de Luis del Olmo. En el equipo, entre otros, Jordi Estadella y Manolo Vázquez Montalbán. Manolo me llamaba Orúe-Garay-Canito, porque era futbolero y recordaba una alineación del Athletic de Bilbao en el que alguien apellidado como yo jugaba de lateral derecho.


¡Qué tiempos! TV3 quiso que Estadella condujera un programa de entrevistas; Estadella quiso que Vázquez Montalbán fuera su guionista y Orúe (Garay-Canito…) se encargara de la coordinación de invitados; y alguien quiso que aquello se llamara Piano Bar y que un barman, Gotarda, prepararía un cóctel para cada invitado.

Lo mejor de aquello era la comida que hacíamos con el invitado (Teresa Gimpera, Marta Ferrusola, Luis Eduardo Aute, La bella Dorita…), en la que Jordi hablaba y preguntaba, y Manolo escuchaba, casi sin decir ni mu, hasta que llegado un punto y tras decir «bueno», se levantaba y se iba. Era como una esponja: sin tomar ni una nota, todo lo allí comentado encontraba cabida en el guión definitivo.

Todo esto y mucho más me ha venido a la cabeza al recibir el primer volumen (serán ocho) de las aventuras de Pepe Carvalho, que Planeta publica al cumplirse 40 años de «estrecha amistad» entre la editorial y el detective gourmet.

En este primer volumen, el lector encontrará al Carvalho primerizo de Yo maté a Kennedy y al crepuscular de Milenio (I y II). El círculo virtuoso, se titula. Mi madalena…




Archivo histórico


Comentarios

Los comentarios son propiedad de quien los envio. Esta página no se responsabiliza de ellos.

En estos momentos pueden escribir comentarios:Todos los usuarios

Opciones de visualización de comentarios




Total. Páginas Comentarios

1