Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

Happy New Fear

eorue[arroba]divertinajes[punto]com

Happy New Fear... Eso nos desean desde Edhasa, editorial que, fiel a su tradición, nos ha mandado una estampita «para, digamos que felicitar el nuevo año. Al menos, que el mal tiempo nos pille con buena cara...»


Y que los Mayas del calendario nos cojan confesados…

Cuento navideño

Qué
La librera estaba detrás del mostrador cuando vio aparecer a dos caballeros sexagenarios. Uno de ellos, cliente habitual, se dirigió a ella: «¿Tienen la trilogía de…?». Como sí la tenían, se la buscó y puso los tres libros sobre el mostrador, momento en el que el señor en cuestión se dirigió a su amigo: «¿Ves? Estos son los libros que me bajé el otro día de internet». No venían a comprar, venían a que el segundo viera, tocara, lo que el primero había conseguido on line sin pagar ni un duro.

La librera, sin más aspavientos, pidió a su compañera que saliera del almacén y le explicó la situación. Sucede que la librera segunda es, además, editora de la trilogía de marras. «Eso es robar —le dijo al pirata, también con calma—. Me ha robado a mí, además de robar al autor.» «Sólo lo he hecho una vez…» «Pues de momento me ha robado una vez.»

2.000 personas se han descargado ya ilegalmente esa trilogía. Y la llamada Ley Sinde, en el cajón.

Dónde
Por ejemplo, en una página que se llama epubgratis.me, que hace dos días tenía casi 2.000 títulos disponibles para descarga. Sepan, por si no lo saben, que «me» indica que el dominio tiene «nacionalidad» montenegrina. ¿Coincidencia? La página nació poco después de que la presión de los editores lograra acabar con epubgratis.es, puesta en marcha por un tal Pablo Portilla Ferrando, según se podía comprobar en el who is del dominio. Pero ahora, con esa ubicación, es casi imposible encontrar el nombre de la persona que se esconde detrás…

Amores trasatlánticos

Recibí, al hilo de mi comentario en el último Círculo, sobre la informalidad de algunos distribuidores mexicanos y los problemas en la frontera argentina, un correo de una amiga reprochándome mi ataque de latinofobia (la palabra es mía). Le respondí, diciéndole que no es tal, sino chorizofobia y politicofobia… aunque el sufijo fobia no está aquí bien empleado, puesto que el miedo que siento por los mangantes y por los nacionalistas caprichosos no es irracional, obsesivo y angustioso sino racional y vigorizante.

Han pasado los días, y alguno de los distribuidores mexicanos que habían hecho ingresos de ida y vuelta en las cuentas de los editores españoles ha acabado pagando, ante la amenaza de una demanda y gorda.

Pero en Argentina las cosas no se arreglan, y hay editores españoles que ya han sido informados por sus distribuidores de allá de que, lamentándolo mucho, ya no distribuirán más sus libros porque las nuevas exigencias legales les obligan a rebajar sus importaciones y, claro, ante la tesitura de reducir su volumen de importaciones, prescinden de las editoriales pequeñas, no las grandes, para cumplir con las cuotas que les han sido impuestas. Amén.

Aniversarios


Dos: el del hundimiento del Titanic (15 de abril de 1812) y el de Sherlock Holmes. Habrá avalancha editorial, seguro.

Un avance

Montena anuncia Aguas oscuras, de Claudia Gray, novela para lectores adolescentes que promociona así: «Suspense, romance y sucesos paranormales en el primer y último viaje del Titanic».


En el departamento Holmes, sección «reediciones», un clásico iluminado: Nórdica ha recuperado El perro de los Baskerville, traducido por Esther Tusquets e ilustrado por Javier Olivares.


Y en la sección «no todo estaba escrito», de momento dos libros:

Suma acaba de colocar en las librerías La casa de la seda, de Anthony Horowitz, un misterio en el que el detective de la pipa y la morfina renace «manteniéndose totalmente fiel —aseguran en la publicidad— al espíritu de los libros originales de Conan Doyle».


Y Norma anuncia la novela gráfica  titulada Sherlock Holmes y la conspiración de Barcelona, del guionista Sergio Colomino y el dibujante Jordi Palomi, que vera la luz durante la primera mitad del 2012.

Un retrato

Como leen, tengo el buzón lleno de las novedades anunciadas para 2012. De muchas se han hecho ya eco los medios de comunicación… de otras, no.

Funambulista tiene en previsto publicar, entre otros títulos, Segundas criaturas, del ecuatoriano Diego Cornejo, «una novela con la agente literaria del boom latinoamericano como protagonista».

¿LA agente? Esa no puede ser más que una…

Indago un poco. De ella se ha dicho que es « es una (si no es la mejor) de las más preciosas y perfectas novelas que haya dado la literatura ecuatoriana», y es una novela «como biografía del más grande (falso) escritor ecuatoriano; una novela sobre Marcelo Chiriboga, ese personaje que le dio a Ecuador su autor importante en el “boom” literario de los años 60» cuyo triunfo «no está en su dedicación o en su buena onda, o en que escogió a una agente literaria (onda Carmen Balcells) que le ayudó a crear el aura y la magia» sino en comprender que «el valor de la escritura está en ella misma: en la escritura».

Sale, en efecto, un trasunto de Balcells, si bien el autor (Cornejo) la redibuja como una catalana que se crió en América latina, porque quiso impostar un castellano peninsular, es decir, que habla en catalán alguna vez y el resto en un español centroamericano.

Si quieren saber algo más sobre Cornejo, pinchen aquí.

Ja, ja, ja…

Leyendo las previsiones para 2012 de Alpha Decay me entero de que van a publicar Marco Aurelio, del helenista y filósofo Pierre Hadot. Y me viene a la cabeza algo que me contó alguien hace poco, alguien que en la librería de unos grandes almacenes había pedido un ejemplar de las Meditaciones de Marco Aurelio

—¿Me dice el apellido, para buscarlo en el ordenador?

Un par de libros


Saben que me gusta hacer aquí acuse de recibo de los libros que los amigos me envían…

Juan Cobos Wilkins, reciente ganador del premio Torrevieja de poesía, sacó hace no mucho La soledad del azar (Almuzara), una gavilla de relatos que (declaró en El País) «se han ido escribiendo a lo largo de bastante tiempo. Al repasarlos, me di cuenta de que en todos, y no de manera prevista y voluntaria, aparecían la soledad y el azar, que se interrelacionaban y alteraban mutuamente». Solos, pues, pero bien acompañados, escritos en varios registros literarios pero compartiendo una cierta mordacidad.


José Ángel Barrueco ha vuelto a cartografiar el cada día que pasa más literario barrio madrileño de Lavapiés en Vivir y morir en Lavapiés (Escalera), un libro como un picoteo en el que el autor va posándose en pequeños actos cotidianos (bueno, espero que no todos) para así, a base de escenas mínimas, de breves pinceladas, calar el alma de ese espacio clasificado ya como multicultural, interclasista, aunque sus personajes se nos antojan inclasificables.

Feliz Novedad

Este Círculo se cierra hasta después de Reyes. Y quien lo escribe les desea lo mejor.



En el último escaparate del año, Especial Navidad, algunos títulos que los editores recuperan para leer y releer con calma en estas fechas

:: Menta y nata. Primera novela histórica del Real Betis Balompié, de Fernando Fedriani (Alfar).

:: Anatomía del crimen. Guía de la novela y el cine negros, de Mariano Sánchez Soler (Reino de Cordelia).

:: Historia de Dos Castillos, de Gail Carson Levine (Nocturna).

:: Una ola con sabor a pez, de Núria Riera Carrillo (Bartleby).

:: ¡Rumbo a Poniente!, de Charles Kingsley (Rey Lear).

:: Fantasía para dos coroneles y una piscina, de Mário de Carvalho (Xordica).




Archivo histórico