Secciones:

Boletín de novedades

Reciba nuestro Divertín de manera regular y gratuita.
Su e-mail

¡Web seleccionada entre las mejores!

Círculo de iluminación

Eva Orúe

Proyecto truncado

A finales de enero, Matías Néspolo, compañero de El Mundo, informó de la inminente salida de Valerie Miles del Grupo Santillana. Pues bien, está hecho.

El movimiento venía fraguándose desde antes, la crisis estalló en plenas Navidades, transcurridas pocas semanas desde que la editora pusiera en marcha un ambicioso proyecto (de cuyo nacimiento dimos cuenta en estas páginas), la colección NYRB Alfaguara, a partir de uno de los fondos editoriales más sólidos que encontrarse puedan, el de la New York Review of Books.

¿Razones de la ruptura? En la editorial no dudan de la calidad y la ambición de las tareas emprendidas, aunque quizá los resultados no han estado a la altura de los desembolsos. Puede que también, como en ciertos matrimonios, haya desempeñado su labor de zapa una cierta incompatibilidad de caracteres entre quienes tienen mando en plaza...

Miles, por su parte, descarta razones económicas y destaca los resultados obtenidos tanto en cifras de negocio como en lo que a la renovación del catálogo respecta. Cita la nómina de autores fichados, en ocasiones como resultado de un tira y afloja largo y duro: Paul Theroux, Joyce Carol Oates, Michael Ondaatje, Mathew Pearl, Monica Ali, Mark Haddon, Sara Gruen... algunos de los cuales han entrado en las listas de más vendidos. En definitiva, que se va contenta porque, dice, ha hecho aquello para lo que fue contratada.

El caso es que desde que se desató la discrepancia, en diciembre como queda escrito, se ha desarrollado una intensa negociación que ahora ha culminado con la salida de Miles pero en la que queda un apartado, y no menor, pendiente: el futuro de la revista Granta, cuya versión castellana Valerie codirige junto a su pareja, Aurelio Major.

Santillana oficialmente apuesta por la permanencia de la publicación en el grupo, y me dicen que es la solución lógica, por cuanto Granta tiene ediciones internacionales que a su casa actual le interesan y mucho. Pero, conviene no olvidar que cuando la editora protagonizó su anterior mudanza, de Emecé a Alfaguara, se llevó consigo la revista. Ni que decir tiene que en la solución final contará y mucho la opinión de los padres de la revista, aquellos que en su día confiaron en Miles para lanzar el proyecto. Esperaremos, pues, para saber más. 

Caídos del cielo


Porque son estrellas, digo, aunque su presencia suscita menos revuelo que la de ciertas lumbreras hollywoodenses.

La semana del 25 al 29 de febrero Michael Connelly promocionará en España Echo Park (la primera edición está en las librerías desde el 11 de febrero, la segunda viene de camino) que edita Roca. El cuaderno de viaje prevé paradas en Madrid, Barcelona y Bilbao (donde participará en un acto organizado en una de las bibliotecas más importantes de la ciudad). 

No necesita Connelly presentación. Ni él ni, probablemente, su protagonista, el detective Harry Bosch, del que tantos seguidores saben ya que, en realidad, se llama (átense los machos) Hyeronimus Bosch, sí, sí, como El Bosco. ¿De quién fue la idea? De su madre, prostituta en Hollywood, asesinada en 1961 cuando Bosch tenía sólo 11 años. Y, claro, de Connelly, quien me cuentan que en su anterior visita a España, hace nueve años, acudió varias veces al Museo del Prado para ver la obra del pintor al que tanto admira. Tanta es su pasión por su obra que, lo dice él, si ha elegido la ciudad de Los Ángeles como escenario principal de sus novelas es precisamente porque esta ciudad le parece una versión moderna del mundo abigarrado, insólito, decadente, lujurioso que el pintor muestra en sus cuadros.

Poesía andalusí


Ha publicado Edaf una antología de Poesía andalusí, cuyo editor es Manuel Francisco Reina, de la que disfrutarán los amantes puros y simples de la poesía, y también aquellos que quieran rastrear en sus versos lo que fue y lo que pervive en nosotros de una cultura que tantos rechazan, aunque es la nuestra. Hemos hablado con el antólogo…

¿De quién fue la idea? ¿Cómo surgió?
Yo soy el único responsable o culpable, según se mire, de este libro. Ya desde hace más de diez años, cuando andaba buscando editorial para la antología Mujeres de carne y verso, que acabó saliendo en  la Esfera en 2001, propuse una antología de la poesía andalusí, que no arabigo-andaluza, que es un término más reductor e inexacto, que dejaba fuera a los escritores cristianos o judíos que conformaron el legado andalusí. El tema de las poetas o escritoras y el de la cultura andalusí han sido siempre preocupaciones o, si se quiere, motivos recurrentes, casi obsesivos de dedicación en mi obra. Esperanza Moreno, que fue editora mía de la antología anterior, pasó a trabajar en EDAF, y como conocía esta propuesta la encajamos en su biblioteca clásica.

¿Es necesario justificar la edición de una obra como esta?
Desgraciadamente sí. Todavía hay un enorme prejuicio sobre lo andalusí, como si diera vergüenza o temor, o ambas cosas, reconocer que son parte de nuestro patrimonio cultural. Había bastante obra erudita al respecto, pero la divulgación más cercana y apeada de terminologías exclusivamente filológicas escaseaban o brillaban por su ausencia, salvo la labor que han hecho editoriales como Hiperión, y gracias al trabajo de los traductores Teresa Garulo, Miguel José Hagerty y Muhsin Al-Ramli, que han colaborado en este proyecto. Creo que incluso para los que lo desconocen todo de este periodo, es fácil acercarse y comprender sus circunstancias con los parámetros de esta antología.

¿Qué tipo de injusticia poética pretendes reparar?
La de una cultura autóctona, al margen de ortodoxias, moderna incluso en nuestros días, que plantea una posibilidad de convivencia con los demás y una vía no integrista ni ultraortodoxa del Islam, y que dejó en nuestra propia identidad huellas innegables como las cerca de siete mil palabras de origen árabe en nuestro diccionario, la procedencia de muchas estructuras poéticas, costumbres, y un largo etcétera. El famoso mito de al-Ándalus es algo tan viejo como que surge en el mismo tiempo en el que los ultraortodoxos católicos del norte, con excusas de religión y cruzada, y los ultraortodoxos islámicos del norte de África, con igual argumentación, aplastaron por ambos frentes el modelo andalusí. Para los que siguen hablando hoy del mito andalusí, sin más argumento que la retórica sin pruebas, recomendarles la lectura de Ibn al-Arabí de Murcia, introductor del sufismo en la península que dice en un poema:

Mi corazón es capaz de albergar todas las formas.
Es pradera para las gacelas y claustro para los monjes.
Templo para los ídolos y Kaaba de peregrinos,
Tablas de la Torah y Libro del Corán.
Profeso la religión del Amor y cualquier dirección
Que tome su montura, doquiera dirija sus pasos,
El Amor sigue siendo mi credo y fe  

Arrancas citando a Aznar…
En absoluto. Arranco citando autoridades en la materia como Emilio García Gómez, Ignacio Olagüe,  Emilio Gonzalez Ferrín, Pedro Montávez o José Ortega y Gasset que decía que «Una reconquista que dura 800 años es demasiado larga para llamarla Reconquista», que esta sí que es un mito. Al hablar de la satanización del Islam, que viene desde las cruzadas, cito entre los casos recientes  el discurso de Georgetown del señor Aznar: «El problema de Al Qaeda con España empieza a principios del S VIII (...) España rechazó ser un trozo más del mundo islámico cuando fue conquistada por los moros, rehusó perder su identidad», que además de anacrónicos, son inexactos: en primer lugar  no existían, evidentemente, ni Al Qaeda ni España. Sobre el apelativo «moros», no voy a decir nada, es tan suficientemente gráfico en su connotación peyorativa como para definir a quien lo usa, como inexacto: la mayoría de los que invadieron la península, en decadencia de reinos y reyes visigodos —no apostólicos y romanos sino trinitarios y celtas— que explotaban a su pueblo y sangraban a los judíos, no eran de Mauritania, lugar de procedencia de los «moros», sino beréberes y árabes omeyas. 

Permíteme una pregunta «aznarista»: ¿en qué medida es española esta poesía?
En tanto en cuanto la identidad de España, aún confusa, se conforma en muchos sentidos por la existencia y la pervivencia en nuestra cultura, léxico, costumbres, etc., de aquello que se llamó Al-Ándalus y que siendo estrictos, duró durante siete siglos, algo más de lo que lleva España siéndolo, si lo es, desde la conquista de Granada en 1492. Si se rastrea y compara la obra de Llull, San Juan de la Cruz o Santa Teresa, y se compara con Ibn al-Arabí, Salomón Ibn Gabirol o Ibn Hazam, más de uno se va a llevar un susto de intertextualidad. La escuela de Alfonso X, es una copia de la escuela de Almamún de Toledo, que entrega la ciudad a Alfonso VI, casado con una princesa omeya, Zaida, por ejemplo.

Una razón para comprar este libro y adentrarse en sus poemas…
La calidad y modernidad de sus poemas y temas. La intensidad que pervive en ellos y el reconocimiento de nosotros mismos en sus pasiones y vidas. El conocimiento de una cultura estigmatizada por los extremismos de un lado y otro, como toma de posesión y conciencia de un legado autóctono de la península ibérica, y que nos pertenece a nosotros y no a un mundo integrista islámico que desde el hoy, reclama algo que nunca fue por libre y refinado, suyo, por más que la lengua de cultura fuese el árabe, como antes el latín, y muchos profesaran la fe de Mahoma

Dos premios


Y bien distintos.

Uno: el VIII Premio de Novela Histórica Alfonso X El Sabio, que el viernes recayó en Julio Murillo por Shangri-La. La cruz bajo la Antártida. El premio, bueno será recordarlo, lo convocan la editorial MR Ediciones y Caja Castilla-La Mancha (lo cual explica la asistencia masiva y encopetada de lo más selecto de la política castellano-manchega). La novela que se quedó a las puertas fue El veneno de Napoleón, de Edmundo Díaz Conde. Murillo ya había sido finalista de este galardón. Curiosa costumbre esta del Grupo Planeta, pues no es la primera vez que eso ocurre (el caso más notorio es, quizá, el de Maria de la Pau Janer).

Otro: la Mención de Honor del Jurado de la Feria de libro infantil de Bologna obtenida por Santiago, con texto de Federico García Lorca e ilustraciones de Javier Zabala, editado por Libros del Zorro Rojo. Si quieren conocer la sinopsis del libro, pinchen aquí; si quieren saber algo más del ilustrador, aquí.

Acuse de recibo


Un crimen científico y otros cuentos
José Fernández Bremón
Lengua de trapo

¿Dónde estoy? Estrafalarios científicos de aviesas intenciones, charlatanes que proclaman a los cuatro vientos las bondades de disparatados métodos curativos, orangutanes y bicéfalos trasmutados en protagonistas del Madrid del último tercio del siglo XIX, o frailes que enloquecen tras beber un vino de extrañas propiedades. El imaginario narrativo de José Fernández Bremón (1839-1910) en plena ebullición. Algunos de estos relatos han aparecido en varias antologías recientes, los Cuentos en su conjunto no han vuelto a imprimirse ni a editarse desde el ya lejano año de 1879.


La otra Bolena
Philippa Gregory
Traducción de Anuska Moracho
Planeta

La obra en la que se ha inspirado la película interpretada por Scarlett Johanson y Nathalie Portman. María Bolena tiene apenas catorce años cuando inicia un romance adúltero con el rey Enrique VIII. Fruto de esta relación nacerán dos hijos. Sin embargo, las cosas cambian cuando su astuta y perversa hermana Ana pasa a ser confidente y consejera del rey. Poco a poco también logrará convertirse en su amante y tramará un plan para deshacerse de la reina Catalina de Aragón. En esta novela, ganadora del premio Parker, Gregory reconstruye un episodio poco conocido de la vida de Ana Bolena: la feroz rivalidad que hubo entre ella y su hermana por conquistar el corazón del rey Enrique VIII


Historia de un amor turbio
Horacio Quiroga
El Nadir


El relato de la confusa relación de un hombre con dos hermanas en un estilo despojado de la retórica de su época. En Historia de un amor turbio apenas suceden grandes acontecimientos, como si el exterior fuese abstracto, sin embargo, ocurre algo decisivo para los personajes. El flirteo del joven Rohán con las dos hermanas, culmina en lo que pudiera ser tomado como cobardía, o como canallada, o quizás, sólo comodidad burguesa. Aunque todo ofrece indicios de que estemos asistiendo a la representación de una pasión progresiva, cualquier circunstancia, la mera ausencia de unas horas de una de las hermanas, cambia de rumbo el deseo.


Out
Natsuo Kirino
Traducción de Albert Nolla Cabellos
Emecé

Masako, Kuniko, Yoshie y Yayoi trabajan en el turno nocturno de una fábrica de comida preparada de los suburbios de Tokio. Todas tienen graves problemas tanto de dinero como familiares (maridos infieles, suegras discapacitadas o hijos imposibles) y se desenvuelven en una atmósfera hostil e inhóspita. En el caso de Yayoi desemboca en el asesinato de su marido cuando éste la agrede físicamente. Masako la ayudará a deshacerse del cuerpo, ingrata tarea para la que contarán con la ayuda de las otras dos compañeras de trabajo, Kuniko y Yoshie. Juntas descuartizarán el cadáver y lo desperdigarán por varios puntos de Tokio. La policía sospecha de ellas pero todavía no tienen pruebas. Mientras tanto, un prestamista vinculado a los yakuza chantajea a las mujeres para que se ocupen de más cadáveres. Galardonada con el Gran Premio de Escritores de Misterio.




Archivo histórico