13 de enero de 2005

Ya toca

Sí, ya toca. Por un momento sopesé la posibilidad de regresar la semana pasada, pero el fracaso cosechado tras realizar algunas llamadas a determinadas editoriales me convenció de lo evidente: muchos seguían fuera de sus oficinas. Así que me dejé tentar por unos días más de (semi)reposo.

Lo cual no quiere decir que el mundo no se mueva. Sobre todo en Santillana, donde Alfaguara acaba de anunciar desde México el fichaje de Jorge Volpi e Ignacio Padilla, al tiempo que dejaban en los huesos esa loca y exitosa (al menos hasta ahora) aventura llamada Punto de Lectura. Despidos, reducción de plantilla, cambio de sede... Las razones, imagino, son muchas aunque la más importante parece ser la caída de ventas.

De momento, han decidido no publicar nada ni en enero, ni en febrero ni en marzo. Se gesta un cambio de formato... seguiremos informando.

Eres un fenómeno


Gómez Jurado
Hace algún tiempo les hablamos de él: Juan Gómez Jurado, 28 años, madrileño, periodista de formación, responsable de mercadotecnia de una gran empresa... Lo traíamos a colación a propósito de una primera novela, Espía de Dios, con la que su agente, Antonia Kerrigan, esperaba repetir el fenómeno Ruiz Zafón. De momento, la cosa va bien: inédita aún en España, donde saldrá el 7 de febrero, ha sido vendida a Italia (Longanesi), Estados Unidos y Canadá (Dutton Books-Penguin Group), Inglaterra, Escocia, Irlanda, Australia y Nueva Zelanda (Orion Books), Suecia (Natur och Kultur), Noruega (Gyldendal), Holanda (A. W. Bruna), y también se publicará en Francia, Alemania, Brasil, Portugal... Todos los grandes están en la lista. «¿Un deseo? —pide el autor—. Que Espía de Dios tenga el suficiente éxito, y pueda dedicarme por completo a la escritura. Eso es lo único que he deseado en mi vida».

Roca Editorial, su casa española, le prepara una gira promocional en la que Gómez Jurado visitará Bilbao, Sevilla, Madrid y Barcelona, ciudad en la que participará en las II Jornadas de novela negra y de misterio.

Y hablando de fenómenos...

Allá para junio o julio, cuando se acaben las clases, publicarán una novela de título provisional La luna eclipsada con palabras invisibles, cuyo autor es un veterano de... ¡16 años, cumplidos en diciembre! Rafael Martín Masot se llama, es granadino y hace algún tiempo publicó en Atrio Abulagos, su primera novela. El caso es que por mediación de José Vicente Pascual entró en contacto con Blanca Rosa Roca, a la que ofreció su segunda novela, Los muertos que no fueron. En el curso de sus conversaciones, el joven escritor habló de una tercera... Pues bien, ésa es la que finalmente verá la luz en los inéditos de Puzzle, la editorial de bolsillo.

Lo curioso del caso es que Martín Masot, lejos de apuntarse a la corriente de literatura fantástica que a tantos apasiona, se proclama realista convencido. Y necesario: «me gusta, al igual que a los escritores de antes, contar cosas de mi época, y me pregunto a menudo cómo podrán conocer los hijos de mis nietos el potaje que comemos, los atuendos que llevamos, los pensamientos que nos guían, nos atan, nos liberan o nos destrozan, nuestra manera de hablar o cuál es la tela de las cortinas de mi habitación, si nos dedicamos en masa a escribir y publicar libros con historias del antiguo Egipto, la Edad Media o de magos de magia colosal». Ese empeño le ha llevado a escribir una historia en la que hay violencia de género, prostitución, amor, celos...

Lo dicho: la cita con las librerías es a principios del verano. Para que el estudiante-escritor pueda promocionar su obra aprovechando las vacaciones.

Va por rachas


De la Mora
Hace unos meses, pocos sabían, menos aún habían leído, de Constancia de la Mora. Gadir publicó sus memorias, Doble esplendor, y muchos descubrimos entonces la historia de esta nieta de Antonio Maura, que defendió a la España legal durante la Guerra Civil, fue militante del Partido Comunista, contrajo matrimonio con Ignacio Hidalgo de Cisneros, jefe de la Aviación Republicana y murió a los 44 años exiliada en México.


De la Fuente
Y ahora, Planeta edita La roja y la falangista, de Inmaculada de la Fuente, un libro en el que la periodista de El País nos cuenta las vidas enfrentadas de Constancia y Marichu, su hermana pequeña, las dos caras de la contienda civil. Marichu fue amiga personal de los Primo de Rivera, José Antonio y Pilar, formó parte del núcleo inicial de Falange y durante la guerra contribuyó a reorganizar la Sección Femenina en la zona nacional. Para Dionisio Ridruejo fue una criatura «un poco ave y un poco cántico» y «prodigiosamente ingeniosa».

Estamos en año de aniversario: 2006 rima con 1936 y las editoriales lo saben. Pero siempre es posible encontrar un enfoque nuevo...

¡Quién se lo iba a decir!

Sí, a don Vicente Aleixandre, que algún día iba a tener web propia. Esta página, ubicada en Clubcultura.com, incluye toda su obra, dividida en géneros, antologías, traducciones, premios... su vida desglosada en diversos periodos de años especialmente significativos, y enriquecida con algunas imágenes cedidas de su álbum personal. «Miscelánea —leo en la nota que anuncia su aparición—, que aglutina textos inéditos y/o rescatados del ostracismos acerca de las más diversas y sorprendentes cuestiones (Generación del 27, la Televisión, Franco...). Noticias, una importante sección atenta a cualquier reedición, homenaje, celebración que conmemore su figura... Un foro para "aleixandréfilos" donde se podrá charlar sobre todos los aspectos de su excelsa obra y huella. Y muchas más sorpresas que irán dilucidándose». Dilucidaremos, pues.

Y es que la web, ustedes son más conscientes que nadie, se ha convertido en un instrumento importantisimo de difusión cultural que nadie quiere desaprovechar. Otro ejemplo: Mono Azul Editora nos invita a leer un fragmento de Habanecer, de Luis Manuel García, en un nuevo servicio gratuito ofrecido desde su página web de lecturas mensuales de pasajes de sus libros publicados.

Concursos

No he echado la cuenta (y no pienso echarla: siempre es mejor hablar por aproximación), pero España debe ser uno de los países en el que más convocatorias literarias se producen. Es como lo de la lectura y las editoriales: los índices de lectura son bajísimos pero se publica más que en ningún sitio. Quizá porque lo que nos gusta es escribir, no leer...

En fin. El caso es que traigo noticia de dos convocatorias diferentes. Una, la lanzada por la revista Eñe, que nace con el propósito de obtener la mejor cosecha de relatos del año. El ganador recibirá un premio de 3.000 euros y verá publicado su relato en el número de otoño 2006, junto a otros diez finalistas. Todos deberán haber convencido a un jurado compuesto por Benjamín Prado, Gustavo Martín Garzo, Luis García Montero, Rosa Regàs, Carlos Franz, Agustín Cerezales y Miguel García. El plazo de presentación de relatos finaliza el 1 de abril de 2006. Las bases de la convocatoria están disponibles ya.

Otra, la ya habitual de la Escuela de Escritores, que vuelve a convocar su popular certamen literario de cartas de amor (V edición Concurso Antonio Villalba de Cartas de Amor): el arte de no convertir a Cupido en un repollo con lazos». Hay menos dinerillo en juego, sólo 300 euros y un lote romántico, pero el reto es de alcance: decir algo nuevo y original sobre el amor que no sea ni cursi ni tópico ni frío. Las bases, pinchando aquí.

Un dato: en su IV edición, el jurado recibió más de mil trescientas cartas participantes.




Acuse de Recibo



E. Morante
Las extraordinarias
aventuras de
Caterina

Gadir

M. García Rubio
Las fronteras
invisibles

Lengua de Trapo

L. Andreiev
El káiser y el
prisionero

El Nadir

B. Parra
El artista
humillado

El Nadir




eorue@divertinajes.com
Archivo
Volver
Imprimir