26 de enero de 2005


A propósito de Auschwitz

En estos días de conmemoración, recuerdo y reflexión, muchos nos recomiendan que volvamos sobre los grandes clásicos (Primo Levi, por ejemplo) de la literatura de después del horror. No es, desde luego que no, un consejo que debamos despreciar... por mucho que quien esto firma e incluso escribe no crea necesario esperar al cumpleaños redondo para hacer según qué. Pero en fin...

Lo que hoy quiero contarles es que “los de siempre” no son los únicos. Que hay otros que también empuñaron la pluma para librar su batalla. Y que, puestos a cumplir con el rito del aniversario, bueno será hacerlo descubriendo otras obras.

El 1 de marzo llegará a las librerías un libro que viene acompañado de otro y que puede causar más de una sorpresa. Me refiero a Provocación, de Stanislaw Lem (hay vida literaria más allá de Solaris), un explosivo ensayo sobre el Holocausto, inédito hasta ahora entre nosotros y que cuando fue publicado en Alemania, no dejó a nadie indiferente. Nos lo traerá Editorial Funambulista, y vendrá con un prólogo de David Torres (finalista en la edición 2003 del Premio Nadal de novela), que también se está encargando de revisar la edición. Acompaña a este texto un pequeño opúsculo de vocación más provocadora si cabe: Un minuto humano.

Y ya que hablamos del horror

Asistí, galvanizada, a la proyección de El hundimiento (Der untergang) que Planeta tuvo la gentileza de ofrecer a los amigos de la casa.

La película, dirigida por Olivier Hirschbiegel, se estrenará dentro de algunos días y merece la pena. Por todo: porque conviene no olvidar; porque debemos intentar comprender (no confundir con trivializar, mucho menos con justificar); por la recreación de los últimos días del Führer, inspirada fundamentalmente, aunque no sólo, del libro homónimo de Joachim Fest (en Galaxia Gutenberg. ¿Aún no lo han leído?); por el trabajo de todos los actores, encabezados por un magistral Bruno Ganz que nos ofrece un Hitler humano, y por eso mismo, despiadado...

La película es el fruto breve de un trabajo por capítulos que también tendremos oportunidad de ver. Antena 3 (sinergias de grupo, lo llaman) la emitirá aunque para verla en la pequeña pantalla aún tendremos que aguardar algunos meses. Permítanme un consejo: no esperen tanto.

Y ya que hablamos de hacer equilibrios

Si Lem (vuelvo en parte a la primera noticia) es considerado por algunos "La mayor inteligencia en activo sobre el planeta Tierra", el autor del que nos vamos a ocupar ahora es, al menos para Rafael Conte, "El mayor escritor vivo de las letras francesas". Su nombre: Pascal Quignard, de quien la misma Editorial Funambulista prepara La frontera, una fábula sobre las crueles venganzas del amor en el marco del siglo XVII portugués. Me dicen que es una nouvelle a ratos delicada, a ratos sorprendentemente salvaje y transgresora, que nos habla del amor perdido y de su peligrosa relación con la muerte y la condenación.

Y sin abandonar Francia...

Al menos no del todo. Natalia Menéndez (que es medio francesa) ha comenzado ya en el Centro Dramático Nacional los ensayos de L'Hiver sous la table, la última obra de Ronald Topor, ese francés hijo de emigrantes polacos que, entre otras cosas, fundó el grupo Pánico con Arrabal, Jodorowsky y Sternberg.

Arrabal ya ha triunfado en nuestra escena oficial; ahora, El invierno bajo la mesa, versión española de la propia Menéndez, nos permitirá descubrir a un autor del que creo que nunca se ha representado nada en España, al menos no a este nivel.

Esta pièce fue creada en el Théâtre Flamand de Bruselas en 1996 y Topor se hizo cargo no sólo de la dirección, sino también de la decoración y el vestuario. Casi cuarenta años más tarde, el argumento no puede ser más actual, puesto que aquí se habla del maltrato a los inmigrantes, los prejuicios o los abusos de poder. Esta es la historia de amor de un zapatero inmigrante, "sin papeles" (un “irregular”, que no un “ilegal”. ¿Desde cuándo las personas son ilegales?), que se ve obligado a vivir de alquiler bajo una mesa...
Lo veremos en marzo y en la Sala de la Princesa del Teatro María Guerrero.

Por cierto: no se pierdan la página web dedicada a Topor que encontrarán pinchando aquí.

Y ya que hablamos de todo y de nada

Inma Serrano prepara nuevo disco. Tras Inma Serrano (1995), Cantos de Sirena (1997), Rosas de Papel (1999), Discografía Básica (2001), Soy capaz & Pequeñas Joyas (2003), la alicantina se dispone a dar un paso más de la mano de Tontxu, que es quien la acompaña en este nuevo empeño.



Acuse de Recibo



I. Bossi
Fredigotti

Saludos cordiales
Salamandra

F. S. Llobera
El noveno círculo
Planeta

Ruta de
Don Quijote

El País-Aguilar

E. Bendahan
Deshojando
alcachofas

Seix-Barral



eorue@divertinajes.com
Archivo
Volver
Imprimir